29/01/2023

Cusco necesita un nuevo y moderno Hospital Regional

Comparte en tus redes...
Share on Facebook
Facebook

Desde hace una década, el Regional atiende casi la carga de pacientes de la región, porque el Antonio Lorena redujo su capacidad de atención al ser trasladado a un nosocomio temporal, en módulos envejecidos por el paso del tiempo. Se conformó un Comité de Lucha por el Saneamiento e Infraestructura del nuevo Hospital Regional.

Desde hace diez años, el Hospital regional recibió todo el embalse de pacientes que dejó de atender el Antonio Lorena. En 2012, cuando se firmó el contrato para construir un nuevo Lorena, la capacidad de atención de este nosocomio se redujo a menos del 50 %, porque funciona en una infraestructura temporal.

Cada día en el Regional hay aglomeración, incomodidad, falta de privacidad, largas filas e insuficientes espacios de espera en consultorios externos. Los pacientes son atendidos en bancas y sillas de rueda en el área de emergencia. Los pasadizos están congestionados con pacientes en camilla. Esto es solo la cara visible de una infraestructura hospitalaria que ya no da para más.

Si antes atendía un paciente ahora son tres los pacientes que acuden a este nosocomio. Varios servicios duplicaron su capacidad a la fuerza y ahora ocupan un mismo pabellón, que inicialmente fue ideado para uno solo. Ocurre eso con Oncología, Nefrología y Salud Mental, ubicados en el ala posterior del cuarto piso, donde a diario decenas de pacientes reciben quimioterapia, hemodiálisis y otras atenciones, en condiciones inadecuadas.

El director ejecutivo del Hospital Regional del Cusco, José Pinares Valencia, reclamó la construcción de un nuevo hospital. Dijo que su demanda no es ningún capricho, tampoco responde a un interés personal o de grupo. Se trata -señaló- de una necesidad urgente de la población que ve las críticas condiciones en los servicios de salud.

No es para menos, dijo el funcionario.

Dijo que extraña un proceso tan dilatorio en el saneamiento de los terrenos del Hospital Regional del Cusco, ocupado por colegios profesionales de médicos, enfermeras, obstetras, odontólogos y la propia Gerencia Regional de Salud, lo que retrasa el anhelado proyecto de un nuevo hospital, aun cuando existen dos leyes que declaran de prioridad dicha edificación.

Se ha obligado a conformar un Comité de Lucha por el Saneamiento e Infraestructura para el nuevo Hospital Regional del Cusco, integrado por la autoridad hospitalaria y representantes de los diversos gremios como Cuerpo Médico, Sindicatos de Enfermeras, Obstetras, Trabajadores Asistenciales, de Servicios Intermedios y Administrativos.

Dicho comité asumirá acciones para poner en agenda de lucha social, así como la firma de un memorial que circulará por toda la región. El sustento es un Informe de Identificación de Peligros y Evaluación de Riesgos (IPER) alcanzado por el área de Salud Ocupacional del hospital cusqueño, que evidencia condiciones críticas para pacientes y trabajadores de salud, especialmente en servicios como: nefrología, oncología, emergencia, consulta externa y otros.

No hay ningún interés de conflicto contra los colegios profesionales o la GERESA Cusco, la finalidad es recuperar los terrenos que actualmente ocupan únicamente por la necesidad que tienen los usurarios; o acaso la población cusqueña no merece una atención en un moderno hospital, que ofrezca servicios de calidad y solución a dolencias de quienes lo sufren, sin duda, podrían ser nuestros padres, hijos, hermanos, nuestra propia familia, finalizó el director.